Ir al contenido

Patria

De Wikiquote, la colección libre de citas y frases célebres.
(Redirigido desde «Patriota»)

Patria es la «tierra natal o adoptiva ordenada como nación, a la que se siente ligado el ser humano por vínculos jurídicos, históricos y afectivos»; popularmente: «el lugar, ciudad o país en que se ha nacido».[1]

Citas de patria

[editar]

NOTA: Salvo en los casos que cuentan con referencia en español, la traducción de las citas incluidas en esta sección es propia del usuario que las aporta.

  • «Cien vidas que tuviera, cien padres, cien madres, cien hermanos, cien esposas y cien hijos, ahora mismo los daría todos, si de ello se siguiera la salvación de mi patria».[2]
  • «Con raras excepciones, los proverbios mienten. Entre otros, el latino que dice: ‘Ybu bene, ibi patria’ (‘La patria está donde se está bien’). En realidad, la patria es también allí donde se está mal».[3]
  • «Donde estés bien, allí estará tu patria».[4] o «La patria de cada hombre es el país donde mejor vive».[5][6][7]
  • «Dulce y honorable es morir por la patria».
    [Dulce et decorum est pro patria mori].[8]
  • «La patria es dicha, dolor y cielo de todos y no feudo ni capellanía de nadie».[13]
  • «La patria es espíritu. Ello dice que el ser de la patria se funda en un valor o en una acumulación de valores, con los que se enlaza a los hijos de un territorio en el suelo que habitan».[14]
  • «Todas las madres y todas las patrias nos quieren pequeños para que seamos más suyos. [La diferencia es que la madre llora y acaricia; la patria detiene y castiga]».[28]

Citas por autor

[editar]
Página principal: Séneca
  • «No he nacido para un solo rincón. Mi patria es todo un mundo».[30]
  • «Ninguno ama a su patria porque es grande, sino porque es suya».[31]

Citas en verso

[editar]
  • «Oigo, patria, tu aflicción
    y escucho el triste concierto
    que forman, tocando a muerto
    la campana y el cañón».[33]

Discursos y reflexiones

[editar]
  • «Busco en los hombres aquel amor de la Patria que hallo tan celebrado en los libros: quiero decir, aquel amor justo, debido, noble, virtuoso, y no le encuentro. En unos no veo algún afecto a la Patria; en otros sólo veo un afecto delincuente, que con voz vulgarizada se llama ‘pasión nacional’. [...] El amor de la patria particular, en vez de ser útil a la República, le es por muchos capítulos nocivo: Ya porque induce alguna división en los ánimos que debieran estar recíprocamente unidos para hacer más firme y constante la sociedad común; ya porque es un incentivo de guerras civiles y de revueltas contra el Soberano, siempre que considerándose agraviada alguna provincia, juzgan los individuos de ella que es obligación superior a todos los demás respetos el desagravio de la patria ofendida; ya, en fin, porque es un grande estorbo a la recta administración de justicia en todo género de clases y ministerios».[35]
  • «Juro delante de usted, juro por el Dios de mis padres, juro por ellos, juro por mi honor y juro por la patria que no daré descanso a mi brazo ni reposo a mi alma hasta que no haya roto las cadenas que nos oprimen por voluntad del poder español».[36]
  • «Me siento tan patriota de Latinoamérica, de cualquier país de Latinoamérica, como el que más y, en el momento en que fuera necesario, estaría dispuesto a entregar mi vida por la liberación de cualquiera de los países de Latinoamérica, sin pedirle nada a nadie, sin exigir nada, sin explotar a nadie».[37]
  • «Por primera vez entonces percibí con completa claridad la idea de la patria, y mi corazón respondió a ella con espontáneos sentimientos, nuevos hasta aquel momento en mi alma. Hasta entonces patria se me representaba en las personas que gobernaban la nación, tales como el rey y su célebre ministro, [...] Pero en el momento que precedió al combate, comprendí todo lo que aquella divina palabra significaba, y la idea de nacionalidad se abrió paso en mi espíritu, iluminándolo y descubriendo infinitas maravillas, como el sol que disipa la noche, y saca de la obscuridad un hermoso paisaje. Me representé a mi país como una inmensa tierra poblada de gentes, todos fraternalmente unidos; [...]».[38]
  • «Recordemos a nuestro pueblo que la patria no es el suelo. Tenemos suelo hace tres siglos, y sólo tenemos patria desde 1810. La patria es la libertad, es el orden, la riqueza, la civilización organizados en el suelo nativo, bajo su enseña y en su nombre».[39]
  • «Yo amo una patria universal, una patria sin límites y sin fronteras; una patria común cuyos intereses pertenezcan a todos los habitantes de ella, como nos pertenece el aire, la luz y el calor del sol. [...] Mentira que la patria pertenece a todos los que nacimos en ella. Pertenece a una pequeñísima minoría de acaparadores de la tierra y de las riquezas del suelo. Pertenece a los terratenientes, grandes negociantes y banqueros [...] Mientras existan patrias habrá guerras, jamás existirá la paz sobre la Tierra».[40]
  • «Yo no soy patriota. Este vocablo que hace más de un siglo significaba la revolución y libertad ha venido a corromperse y hoy manoseado por la peor gente incluye la acepción, más relajada de los intereses políticos y expresa la intransigencia, la intolerancia y la cerrazón mental».[41][42]

Morir por la patria

[editar]
  • «Si pudieras oír, a cada tumbo, la espuma de sangre
    que vomitan los pulmones podridos,
    obscena como el cáncer, amarga como pus
    de llagas viles e incurables en lenguas inocentes,
    oh amigo, no contarías con tanto entusiasmo
    a los niños que arden ansiosos de gloria
    la vieja mentira: Dulce et decorum est
    pro patria mori
    ».
    [ If you could hear, at every jolt, the blood
    Come gargling from the froth-corrupted lungs,
    Obscene as cancer, bitter as the cud
    Of vile, incurable sores on innocent tongues
    My friend, you would not tell with such high zest
    To children ardent for some desperate glory,
    The old Lie:
    Dulce et decorum est
    pro patria mori].[43][44]

Muletillas históricas

[editar]
  • «Aún tenemos patria, ciudadanos». Invocación hecha al pueblo de Santiago de Chile para calmar el pánico surgido tras el Desastre de Cancha Rayada y los rumores de que las tropas realistas se dirigían a la ciudad.[45] Tiene continuación en el «Tenemos Patria» de Hugo Chávez.[46][45]

Proverbios, refranes y dichos

[editar]
  • «Al buen varón, tierras ajenas su patria le son».[47]

Locuciones

[editar]
  • «padre de la patria» [1]
  • «patria chica» [1]

Véase también

[editar]

Referencias

[editar]
  1. 1,0 1,1 1,2 DLE. RAE.
  2. Corcuera Atienza, Javier. Orígenes, ideología y organización del nacionalismo vasco: 1876-1904, p. 197. Ed. Siglo Veintiuno, 1979. ISBN 9788432303678.
  3. Albaigès (1997), p. 361. Al encuentro de Chejov (1962).
  4. Bartra (1994), p. 18.
  5. Palomo (2013), p. 219.
  6. Más tarde Cicerón repite la máxima: «Dondequiera se está bien, allí es la patria».Bartra (1994), p. 54.
  7. Palomo (2013), p. 222.
  8. Zanoner, Ángela María. Frases latinas. Editorial Parkstone International, 2016. ISBN 9781683252528. [requiere página]
  9. Pluma, volúmenes 7-8, p. 48. Editora Pluma Ltda., 1983.
  10. Albaigès (1997), p. 363. en Rómulo el Grande, 1949.
  11. Citado por Tort, Alex. 10.08.2014. La Vanguardia.
  12. Piñera, Humberto. Unamuno y Ortega y Gasset: contraste de dos pensadores. Centro de Estudios Humanísticos de la Universidad de Nuevo León, 1965. [requiere página]
  13. Palomo (2013), p. 222.
  14. En Defensa de la hispanidad. Ed. Aldus,1938. En Google Libros.
  15. López-Tapia Cabrero, Carlos. Ave, Bárbaro. Roma x Roma, p. 52. Bubok, 2012.
  16. Ferdinandy, Miguel de. Mito e historia: ensayos, p. 140. La Editorial, UPR, 1995. ISBN 9780847702145.
  17. Kanellos, Nicolás. En Otra Voz: Antología de Literatura Hispana de Los Estados Unidos. Arte Publico Press, 2002. ISBN 9781611921380. p. 253.
  18. Ortega (2013), p. 3096.
  19. Sociedad civil global: 2004/2005. Icaria Editorial, 2005. ISBN 9788474268232, p. 137.
  20. Aguirre Silva, Jorge. El sur de los Andes: cómo renace un pueblo en el mensaje de su arquitectura y poesía. Editorial Andrés Bello, 1988. p. 92.
  21. Gallotti, Alicia. Para tí, mujer especial, p. 10. Ediciones Robinbook, 2006. ISBN 9788493471736.
  22. Semana dedicada a Rosa Luxemburgo y su obra en el Centro Cultural Aravaca, Rosa Luxemburg. 2019/01/11.
  23. Bartra (1994), p. 220.
  24. Ramón y Cajal, Santiago. Los tónicos de la voluntad. Reglas y consejos sobre la investigación científica Página 78. Ed. Gadir; Madrid; 2005; ISBN 8493443972
  25. Cancion "Botas Locas", tema de los años 1970, durante la dictadura en Argentina. Citado por Marchi, Sergio, en No digas nada: Una vida de Charly García. Penguin Random House Grupo Editorial Argentina, 2013. ISBN 9789500746595. [falta página o enlace en línea]
  26. Bartra (1994), p. 172. Citado en el Diccionario anarquista de emergencia. Ed. Norma, 2008. ISBN 9789584507723. p. 110.
  27. Albaigès (1997), p. 362.
  28. Ortega Blake, Arturo. El gran libro de las frases célebres. Penguin Random House Grupo Editorial México, 2013 ISBN 978-60-7311-631-2.
  29. Ortega (2013), p. 3099.
  30. Bartra (1994), p. 281.
  31. García González, José Manuel. El libro de Oro de Séneca. Ed. Amat, 2015. ISBN 9788497357951.[falta página]
  32. Gamoneda, Antonio. Descripción de la mentira. Ed. Abada. 2003; pág. 77. ISBN 9788496258037.
  33. Versos iniciales de "Dos de mayo". Poesías; pág. 51); Ed. de D. F. López Vizcaino, 1867.
  34. Prólogo: "Soneto de Amadis de Gaula a don Quijote de la Mancha" (versos finales).Proyecto Gutenberg.
  35. Teatro crítico universal, tomo tercero (1729), discurso 10, sección VI, núms. 1 y 31. [ref. incompleta]
  36. Juramento del Monte Sacro de Roma. Rumazo González, Alfonso. Simón Rodríguez, maestro de América. Fundacion Biblioteca Ayacuch, 2005. ISBN 9789802763870. p. X.
  37. Ferrer, Carlos. De Ernesto al Che. Editorial Txalaparta, 2007. ISBN 9788481364927. p. 191.
  38. Episodios Nacionales: Trafalgar. Citado en Guerra de ideas: política y cultura en la España de la Guerra de la Independencia. Editores Pedro Rújula López, Jordi Canal i Morell, Jordi Canal. Editorial Marcial Pons Historia, 2011. ISBN 9788492820641. p. 409.
  39. Cuestión de derecho publico internacional de Venezuela: artículos editoriales de "Diario de debates" de 1865, impugnando el proyecto de ley de la Cámara de Diputados, sobre deberes y derechos de los extranjeros residentes y transeúntes en Venezuela. Editorial Imprenta de "El Porvenir", 1865. p. 54.
  40. ¡Viva tierra y libertad!. Serie Los Magonistas. Ediciones Antorcha, 1980. pp. 110-1.
  41. Manuel Azaña: Discursos políticos, edit. de Santos Juliá; Grupo Planeta (GBS), 2004. menciones ISBN 9788484324805.
  42. Carrillo, Santiago. La lucha continúa: La memoria política y social de uno de los padres de la democracia española. Penguin Random House Grupo Editorial España, 2012. ISBN 9788403013254.
  43. Dulce et decorum est (escrito por Owen en 1917), a partir de una cita del poeta romano Horacio.
  44. Lloret Blackburn, Víctor. "Ecos de la Gran Guerra. Poesía para describir la barbarie". National Geographic, diciembre de 2018, p. 47. Recogido por Susan Ratcliffe, «Wilfred Owen 1893–1918». Oxford Essential Quotations, 6.ª ed. Oxford University Press, 2018. eISBN 9780191866692. Consultado el 17 de julio de 2021.
  45. 45,0 45,1 Alaniz, Rogelio. Hombres y mujeres en tiempos de revolución: de Vértiz a Rosas, p. 212. Editorial Universidad Nac. del Litoral, 2005. ISBN 9789875084704.
  46. Martínez Lillo, Pedro. América Latina y tiempo presente. Historia y documentos. Editorial LOM Ediciones, 2016. ISBN 9789560008657.
  47. Etxabe, Regino (2012). Diccionario de refranes comentado. Ed. de la Torre. p. 42.  y Correas (1906), p. 36.

Enlaces externos

[editar]