Ernest Renan

De Wikiquote, la colección libre de citas y frases célebres.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Joseph Ernest Renan
«Los golpes de la adversidad son muy amargos, pero nunca estériles».
«Los golpes de la adversidad son muy amargos, pero nunca estériles».
Véase también
Wikipedia-logo.png Biografía en Wikipedia.
Commons-logo.svg Multimedia en Wikimedia Commons.
Miguel de Cervantes 2.jpg Obras en Cervantes Virtual.
Esta página contiene citas de una persona fallecida hace 129 años.
Icon PD.svg

Ernest Renan (Tréguier (Francia), 27 de febrero de 1823 – París, 2 de octubre de 1892), fue un pensador francés.

Citas[editar]

  • «Desde el principio de mi carrera intelectual, acerté al creer firmemente en la Ciencia y tomarla como fin de mi vida».[1]
  • «Dí de vez en cuando la verdad para que te crean cuando mientes».[2]
  • «El éxito oratorio o literario se debe siempre a la misma causa: la absoluta sinceridad».[3]
  • «El más sencillo escolar conoce ahora verdades por las cuales Arquímedes hubiera sacrificado su vida. ¿Qué no daríamos nosotros para que nos fuese posible echar una ojeada furtiva sobre tal o cual libro que servirá para las escuelas primarias dentro de cien años?»[4]
  • «Es cierto que no se puede ser poeta sino a fuerza de idealismo, artista sino con fe y amor, escritor más que con lógica, elocuente orador solo a base de pasión de la buena y libertad».[5]
  • «Es posible que las hipótesis de Darwin sean juzgadas a este respecto como insuficientes o inexactas; pero sin duda se encuentran en el camino de la gran explicación del mundo y la verdadera filosofía».[6]
  • «Hay circunstancias en que una mentira es el más santo de los deberes».[7]
  • «Imaginemos una Humanidad diez veces más fuerte que la nuestra; esa Humanidad sería infinitamente más religiosa».[8]
  • «Las verdades que revela la ciencia superan siempre a los sueños que destruye».[9]
  • «Lo que constituye una nación no es hablar la misma lengua o pertenecer a un mismo grupo etnográfico, es haber hecho juntos grandes cosas en el pasado y querer hacerlas aún en el porvenir.» [10]
  • «Los golpes de la adversidad son muy amargos, pero nunca estériles».[11]
  • «Si un suceso venido de fuera no me hubiese sacado bruscamente del honesto entorno, aunque limitado, en que pasé mi infancia, habría conservado la fe toda mi vida».[12]
  • «Tenemos que someternos a las leyes de la naturaleza, de la que somos manifestaciones: quedan el cielo y la tierra».[13]
  • «Un inmenso río de olvido nos arrastra hasta un abismo sin nombre».[14]
  • «Una nación es un alma, un principio espiritual».[15]

Referencias[editar]

  1. L'Avenir de la Science (Pensées de 1848),p. XIX; (1890).
  2. Señor (1997), p. 553.
  3. Ortega (2013), p. 3008.
  4. Renan, Ernest (15 abr. 1888). «Recuerdos de la infancia y de la juventud». pdf (8): 1-2. 
  5. Discurso de ingreso de Ernest Renan en la Academia Francesa el 3 de abril de 1879, s/p
  6. (1876). Dialogues et Fragments Philosophiques, pp. 163-164
  7. Señor (1997), p. 369.
  8. Grant Duff, Mountstuart E. (1883). Ernest Renan – In Memoriam, p. 123
  9. Señor (1997), p. 83.
  10. Citado en González Navarro, Francisco. España, nación de naciones: el moderno federalismo. Eunsa ed., 1993. ISBN 9788431312541. p. 63.
  11. Señor (1997), p. 10.
  12. NODÉ-LANGLOIS, Béatrice. ERNEST RENAN – SOUVENIRS D'ENFANCE ET DE JEUNESSE. CLUB DE LECTURE:p. 7.
  13. Chincholle, Charles (8 oct. 1892). «Les Obsèques de M. Renan». Le Figaro (Paris): 2. 
  14. Ortega (2013), p. 2976.
  15. ¿Qué es una nación? (1882), p. 10

Bibliografía[editar]

  • Ortega, Arturo. El gran libro de las frases célebres. Penguin Random House Grupo Editorial. México, 2013. ISBN 6073116314, 9786073116312. (En Google Books.)
  • Señor, Luis (1ª ed. 1997 / 2017). Diccionario de citas. Espasa Calpe. ISBN 8423992543.