Ir al contenido

Antoine de Saint-Exupéry

De Wikiquote, la colección libre de citas y frases célebres.
(Redirigido desde «Antoine de Saint Exupery»)
Antoine de Saint-Exupéry
«Amar no es mirarse el uno al otro; es mirar juntos en la misma dirección».
«Amar no es mirarse el uno al otro; es mirar juntos en la misma dirección».
Véase también
Biografía en Wikipedia.
Multimedia en Wikimedia Commons.
Obras en Wikisource.
Datos en Wikidata.
Esta página contiene citas de una persona fallecida hace 80 años.
Dependiendo de cómo se publicaran, pueden estar protegidas por derechos de autor. Deben usarse según las políticas de licencias de Wikiquote.

Antoine de Saint-Exupéry (Lyon, 29 de junio de 1900-costa de Marsella, 31 de julio de 1944) fue un escritor y aviador francés.

Citas[editar]

  • «Aquel que quiere viajar feliz, debe viajar ligero».[6]
  • «Aquello por lo cual aceptas morir es solo por lo que puedes vivir».[7]
  • «Cada uno es el único responsable de todos».[8]
  • «El amor es lo único que crece cuando se reparte».[9]
  • «Es mucho más difícil juzgarse a uno mismo que juzgar a los demás. Si logras juzgarte correctamente serás un verdadero sabio».[12]
  • «El orden no crea la vida».[13]
  • «En la soledad, nadie escapa a los recuerdos».[14]
  • «Frutos y raíces, esencialmente tienen en común el árbol».[15]
  • «Lo que embellece al desierto es que en alguna parte esconde un pozo de agua».[19]
  • «Los vanidosos no oyen más que las alabanzas.» [20]
  • «Llegas a ser responsable para siempre de aquellos que has domesticado».[21]
  • «No heredamos la Tierra de nuestros antepasados. La legamos a nuestros hijos».[24]
  • «Parece que la perfección no se logra cuando no hay nada más que agregar, sino cuando no hay nada más que quitar».
    [Il semble que la perfection soit atteinte non quand il n'y a plus rien à ajouter, mais quand il n'y a plus rien à retrancher].[27]
  • «Ser necio de nacimiento es una enfermedad incurable».[29] [necesita contexto y fuente original]
  • «Si quieres comprender la palabra felicidad, tienes que entenderla como recompensa y no como fin».[30]
  • «Solamente del misterio se tiene miedo. Es necesario que desciendan a este pozo oscuro, y suban, y digan que no han encontrado nada».[31]
  • «Sólo los niños saben lo que buscan» [32]
  • «Una victoria debilita un pueblo, una derrota despierta uno nuevo».[33]
  • «Vivir es nacer lentamente».[34]

Véase también[editar]

Referencias[editar]

  1. Contexto: «La experiencia nos enseña que amar no significa en absoluto mirarnos el uno al otro, sino mirar juntos en la misma dirección».De Tierra de hombres.Obras Completas, Editorial Plaza y Janés 1967, p. 324.
  2. Bartra (1994), p. 274.
  3. Señor (1997), p. 46.
  4. Palomo (2013), p. 32.
  5. Ortega (2013), p. 287.
  6. Ortega (2013), p. 4164.
  7. Bartra (1994), p. 274.
  8. Bartra (1994), p. 274.
  9. Palomo (2013), p. 41.
  10. Señor (1997), p. 10.
  11. Ortega (2013), p. 2425.
  12. Palomo (2013), p. 177.
  13. Bartra (1994), p. 274.
  14. De Tierra de hombres. Obras Completas, Editorial Plaza y Janés 1967, p. 268.
  15. Bartra (1994), p. 274.
  16. Albaigès (1997), p. 343.
  17. Albaigès (1997), p. 202.
  18. Palomo (1997), p. 157.
  19. Palomo (2013), p. 27.
  20. De El principito.Contexto: «Pero el vanidoso no le oyó. Los vanidosos no oyen más que las alabanzas».Saint-Exupéry, (1987), p. 42. [Cap. 11].
  21. Señor (1997), p. 95.
  22. Ortega (2013), p. 3627.
  23. Bartra (1994), p. 274.
  24. Señor (1997), p. 221.
  25. De El principito.Contexto: «He aquí mi secreto. Es muy simple: no se ve bien sino con el corazón. Lo esencial es invisible a los ojos».Saint-Exupéry, (1973), p. 87. [Cap. 21].
  26. Bartra (1994), p. 274
  27. De Tierra de hombres. Theodore Besterman, ed. (1982). Studies on Voltaire and the Eighteenth Century. Institut et musée Voltaire. p. 7. 
  28. Señor (1997), p. 325.
  29. Señor (1997), p. 400.
  30. Palomo (2013), p. 132.
  31. De Correo del Sur. Albaigès (1997), p. 529.
  32. De El principito.Contexto: «Sólo los niños saben lo que buscan dijo el principito. Pierden tiempo con una muñeca de trapo, y esta se vuelve tan importante que, si se la quitan, lloran».Saint-Exupéry, (1987), p. 73. [Cap. 22].
  33. De Vuelo nocturno. Albaigès (1997), p. 575.
  34. Bartra (1994), p. 274.

Bibliografía[editar]

  • Albaigès Olivart, José María y M. Dolors Hipólito (1997). Un siglo de citas. Planeta.  ISBN 8423992543.
  • Ortega Blake, Arturo (2013). El gran libro de las frases célebres. Penguin Random House Grupo Editorial, México. ISBN 6073116314, 9786073116312. En Google Libros.
  • Saint-Exupéry, Antoine de (1973). El principito. Alianza, 3.ª ed. (trad: Bonifacio del Carril.  ISBN 8420613487.
  • Saint-Exupéry, Antoine de (1987). El principito. Gomez Gomez Hnos. Editores, 3.ª ed. (trad: Marie Olaire Julien Corora. .

NOTA: Salvo en los casos que cuentan con referencia en español, la traducción de las citas incluidas en esta sección es propia del usuario que las aporta.