Nerina Bernasconi Guggeri

De Wikiquote, la colección libre de citas y frases célebres.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Nerina Bernasconi Guggeri
Nerina Bernasconi Guggeri en su taller de cerámica
Nerina Bernasconi Guggeri en su taller de cerámica
Véase también
Wikipedia-logo.png Biografía en Wikipedia.
Commons-logo.svg Multimedia en Wikimedia Commons.
Esta página contiene citas de una persona fallecida hace 24 años.
Copyright red.svg Dependiendo de cómo se publicaran, pueden estar protegidas por derechos de autor. Deben usarse según las políticas de licencias de Wikiquote.

Nerina Bernasconi Guggeri de Kabregu (Paysandú, 15 de agosto de 1919 - Montevideo, 1995) firma N. Bernasconi Guggeri. Innovadora artista plástica uruguaya, desarrolló su arte en particular en la escultura, la cerámica, el dibujo a tinta china, el pastel y la acuarela.

Citas[editar]

  • "La pintura y la creación son una enfermedad incurable…"
  • "Por primera vez entré a un estudio, en donde este buen señor manejaba el color y pintaba cuadros raros para mí, pues sin dibujo y haciendo pequeñas rayitas de distintos colores se lograba la figura y el paisaje. Pero… cuando conseguí hacer algo, el maestro se fue a Italia".
  • "Fue el Círculo de Bellas Artes el que me atrajo entonces. Allí aprendí mucho comenzando con el dibujo. Estudié con el maestro Bazzurro. Dejé el círculo el día que tuve que hacer estudio al natural del cuerpo humano. Siendo yo muy joven y muy tímida me escurrí…"
  • "Quizá por estar en estrecho contacto con él, mi pintura cambió al Impresionismo".
  • "Dedicarse a la cerámica tampoco fue fácil, pues en aquella época no había ningún taller y sólo estaban Heller y López Lomba. Los dos estuvieron en casa enseñando. Así comenzamos, haciendo experiencia con esmaltes, pastas, horneadas. Llegué a tener un taller muy completo donde acudían varios ceramistas".
  • "Era otra época […] y no había a quien pedirle consejo; tuve que luchar contra muchos factores. Nadie quería decir sus secretos, y necesité diez años para conseguir algo. Yo hacía un tipo especial de porcelana, trabajé mucho con la cerámica, empezaron a aparecer alumnos, y me gustaba que aprendiesen".
  • "Trabajé en la escultura, hice dibujos a tinta china, pastel, acuarela. Siento que la pintura y la cerámica me satisfacen plenamente, y con ellas me he encontrado a mi misma…"
  • "Mi inquietud artística me llevó al campo de la cerámica. Esta técnica artesanal fue envolviéndome día tras día, dándome muchas satisfacciones. Expuse en Minnesota (EE.UU.), en Montreal (Canadá). Realicé varias exposiciones personales en Salones Nacionales y Municipales, en el interior de la República y en varios países".
  • "Por dos veces fui enviada en misión oficial a Europa. En Italia, donde viví dos años, visité muchas galerías y vi cambios en la pintura. Está volviendo a ser figurativa: ya no hay tanta pintura abstracta. Desde luego, yo no califico un cuadro por ser moderno, sino por su calidad. No voy a descubrir Italia… pero todos los que vivimos el ella, la vamos descubriendo a nuestra manera, a nuestro sentir. Porque existen tantos museos; y luego sus callecitas, iglesias, rincones, plazas, en cada lugar que se detenga la vista… hay arte!".
  • “Mucha gente me preguntó lo mismo. Ser esposa de un gran pintor como Kabregu, no fue tarea fácil. Inconscientemente me convertí en secretaria, confidente, marchand, motor de empuje… Por esa razón dejé de pintar por largo periodo, y dirigí mis anhelos hacia la cerámica…” -Nerina, ¿por qué, y creemos que esto no le molesta, su pintura posee idéntica factura y modo de emplear la materia, de su esposo? -Soy feliz de sentir que en cada obra está presente el germen de las enseñanzas del Maestro que compartió la mayor parte de mi vida… y, como decía Kabregu, la pintura y la creación son una enfermedad incurable…"