Publio Cornelio Escipión el Africano

De Wikiquote, la colección libre de citas y frases célebres.
(Redirigido desde «Escipión el Africano»)
Saltar a: navegación, buscar
Publio Cornelio Escipión el Africano
«Sea igual el derecho para todos».
«Sea igual el derecho para todos».
Véase también
Wikipedia-logo.png Biografía en Wikipedia.
Commons-logo.svg Multimedia en Wikimedia Commons.
Esta página contiene citas de una persona fallecida hace 2200 años.
Icon PD.svg Hay una gran probabilidad de que hayan entrado en el dominio público en la mayoría de los países.

Publio Cornelio Escipión Africano Mayor (Roma, 20 de junio de 236 a. C. – Liternum, Campania, 3 de diciembre de 183 a. C.), también conocido simplemente como Escipión el Africano o Africano Mayor, fue un famoso político y militar de la Antigua Roma. Fue el único general romano que pudo derrotar en una batalla a Aníbal Barca. Pero más tarde, debido a las múltiples enemistades políticas que tenía, tuvo que desterrarse de Roma.

Citas[editar]

  • «No quiero romper en nada nuestras leyes ni nuestras intituciones... Sea igual el derecho para todos; goza, ¡oh Patria!, sin mí de mis beneficios. Yo que te he ganado la libertad seré también una prueba de ella. Yo mismo me destierro si es que crecí más de lo que te convenía».
  • «Patria ingrata , ni siquiera tienes mis huesos».[1]
    • Variante: «Ingrata patria, no eres digna de poseer mis huesos».
    • Grabado en el epitafio de su sepultura. A su muerte dejó en testamento que no deseaba honores ni que sus huesos reposaran en Roma.
  • «Nunca pensé que me faltarían palabras para dirigirme a mi ejército, no por haberme adiestrado más para hablar que para actuar, sino porque al haber vivido la vida de campaña desde la niñez habría aprendido a comprender el carácter de los soldados. En cuanto a lo que ahora he de decir, me fallan las ideas y las palabras; ni siquiera sé con qué título dirigirme a vosotros. ¿Os he a llamar "ciudadanos romanos", a vosotros que os habéis rebelado contra vuestra patria? ¿Puedo llamaros "soldados", cuando habéis renunciado a la autoridad y auspicios de vuestro general y roto las solemnes obligaciones de vuestro juramento militar? En vuestra apariencia, vuestras maneras, vuestras ropas y vuestra actitud reconozco las de mis compatriotas, pero vuestros actos, vuestra lengua, vuestros planes, vuestro espíritu y temperamento son los de los enemigos de vuestra patria».[2]
    • Arenga a los soldados que durante su enfermedad se habian amotinado y rebelado contra sus superiores.
  • «Toda multitud es como el mar, que abandonado a sí mismo permanece naturalmente inmóvil, hasta que los vientos y las tormentas lo excitan».[3]
  • «Ningún delito es dictado por motivos racionales».[4]
  • «Se demuestra más valor al atacar que al repeler los ataques».[5]
  • «Lo desconocido siempre inspira terror».[6]
  • «En nuestro tiempo de vida no estamos, créeme, tanto en peligro por culpa de los enemigos armados como de los seductores placeres que nos tientan por doquier. El hombre que ha puesto freno a estos y los ha sometido mediante su auto-control, ha ganado para sí la mayor gloria y una victoria más grande que la que hemos obtenido sobre Sífax.... Vence tus sentimientos y guárdate de que un único vicio estropee las muchas cualidades que posees y mancille la gracia de todos tus servicios con una falta que está fuera de toda proporción con su causa».[7]

Citas sobre Escipión[editar]

  • «Es admirable esta grandeza de alma que se fue a un ostracismo voluntario aliviando a la ciudad de su presencia, pues a tal punto habían llegado las cosas, que, o la libertad dañaba a Escipión o Escipión a la libertad».

Referencias[editar]

  1. Citado en Valerio Máximo, Factorum et dictorum Memorabilium, V , III , 2b
  2. Citado en Tito Livio, XXVIII, 27, 2010
  3. Citado en Tito Livio, XXVIII, 27 , 2006
  4. Citado en Tito Livio, XXVIII, 28 , 2006
  5. Citado en Tito Livio, XXVIII, 44 , 1997
  6. Citado en Tito Livio, XXVIII, 44 , 2006
  7. Citado en Tito Livio, XXX, 14, 2006