Diferencia entre revisiones de «Friedrich Nietzsche»

Ir a la navegación Ir a la búsqueda
11 402 bytes eliminados ,  hace 2 años
/* Así habló Zaratustra; Traslado contenido a página ya existente...
(Ortografía/mantenimiento)
(/* Así habló Zaratustra; Traslado contenido a página ya existente...)
* «La fuerza del conocimiento no reside en su grado de verdad, sino en su antigüedad, en su hacerse cuerpo, en su carácter de condición para la vida».
 
=== ''[[w:Así habló Zaratustra|Así habló Zaratustra]]'' (1883, I y II; 1884, III; 1885, IV) ===
{{AP|Así habló Zaratustra}}
* «No —respondió Zarathustra—, yo no doy limosna. No soy lo bastante pobre como para dar limosna».
** Fuente: Prólogo, 2.
 
* «El hombre es una cuerda tendida entre el animal y el superhombre — una cuerda sobre un abismo».
** Fuente: Prólogo, 4.
 
* «La grandeza del hombre está en ser un puente y no una meta: lo que en el hombre se puede amar es que es un ''tránsito'' y un ''ocaso''».
** Fuente: Prólogo, 4.
 
* «¡Ningún pastor y un solo rebaño! Todos quieren lo mismo, todos son iguales: el que siente de otro modo va de buena gana al manicomio».
** Fuente: Prólogo, 5.
 
* «Inexpresable y sin nombre es aquello que constituye el tormento y la dulzura de mi alma, y que es incluso el hambre de mis entrañas».
** Fuente: Primera parte, De las alegrías y de las pasiones.
 
* «Yo odio a los lectores ociosos».
** Fuente: Primera parte, Del leer y el escribir.
 
* «En otro tiempo, el espíritu era Dios; luego se hizo hombre, y ahora se ha hecho hasta plebe. Quien escribe con sangre y en forma de sentencias no lo hace para que le leamos, sino para que nos aprendamos de memoria sus escritos. En las montañas el camino más corto es el que va de una cima en otra; pero para recorrerlo hay que tener unas piernas muy largas. Las sentencias han de ser cimas y aquellos a quienes van dirigidas han de ser hombres altos y fuertes. El aire liviano y puro, el peligro al acecho y el espíritu colmado de una alegre maldad son cosas que combinan muy bien entre sí. Quiero estar rodeado de duendes, porque soy valiente. El valor que ahuyenta los fantasmas termina creándose sus propios duendes, y es que al valor le encanta reírse. Yo ya no tengo nada en común con vosotros; lo que para vosotros es un nubarrón que presagia una tormenta, para mí es esa nube que veo a mis pies, ese negror y esa pesadez que me producen risa. Vosotros miráis hacia arriba porque queréis elevaros; yo miro hacia abajo, porque ya estoy en las alturas. ¿Quien de vosotros puede reírse y al mismo tiempo estar en las alturas? Quien escala las cimas más altas se ríe de todas las tragedias, ya sean reales o ficticias. Nuestra sabiduría nos quiere valientes, despreocupados, irónicos y violentos; como mujer que es, sólo ama a los guerreros. Vosotros me decís que la vida es una carga muy dura de llevar. Pero, ¿de qué os sirven vuestro orgullo por la mañana y vuestra resignación por la noche? Dejaos de blanduras: ¡pues claro que la vida es una carga muy dura de llevar! Para eso somos todos unos burros y unas burras, robustos y sufridos. ¿Que echa a temblar una gota de rocío? Realmente amamos la vida, no porque estemos habituados a ella, sino porque estamos acostumbrados a amar. En el amor hay siempre un poco de locura, pero también hay siempre un poco de razón en la locura».
** Fuente: Primera parte, Del leer y el escribir.
 
* «Vosotros miráis hacia arriba cuando buscáis elevación, yo miro hacia abajo, porque estoy elevado. Decidme, ¿quién de vosotros puede reír y a la vez estar elevado? El que asciende a las más altas montañas se ríe de todas las tragedias: de las del teatro y de las de la vida».
** Fuente: Primera parte, Del leer y el escribir.
 
* «En el amor siempre hay algo de [[locura]], mas en la locura siempre hay algo de [[razón]]».
** Fuente: Primera parte, Del leer y el escribir.
 
* «Yo no creería más que en un dios que supiese bailar».
** Fuente: Primera parte, Del leer y el escribir.
 
* «Si fueran compasivos de verdad, quitarían a sus prójimos el gusto de la vida. Ser malvados - ésa sería su verdadera bondad».
** Fuente: Primera parte, De los predicadores de la muerte.
 
* «Al hombre le ocurre lo mismo que al árbol. Cuanto más quiere elevarse hacia la altura y hacia la luz, tanto más fuertemente tienden sus raíces hacia la tierra, hacia abajo, hacia lo oscuro, lo profundo — hacia el mal».
** Fuente: Primera parte, Del árbol de la montaña.
 
* «Estado se llama al más frío de todos los monstruos fríos. Es frío incluso cuando miente; y ésta es la mentira que se desliza de su boca: "Yo, el Estado, soy el pueblo"».
** Fuente: Primera parte, Del nuevo ídolo.
 
* «Lo que nosotros reconocemos en un hombre, eso lo hacemos arder también en él».
** Fuente: Primera parte, De las moscas del mercado.
 
* «La castidad es en algunos una virtud, pero en muchos es casi un vicio».
** Fuente: Primera parte, De la castidad.
 
* «Al hombre de conocimiento le disgusta bajar al agua de la verdad no cuando está sucia, sino cuando no es profunda».
** Fuente: Primera parte, De la castidad.
 
* «Dos cosas quiere el hombre auténtico: peligro y juego. Por ello quiere a la mujer: el más peligroso de los juegos».
** Fuente: Primera parte, De las viejas y las jóvenes.
 
* «Vuestro amor al prójimo es vuestro mal amor a vosotros mismos».
** Fuente: Primera parte, Del amor al prójimo.
 
* «Injusticia dividida es justicia a medias».
** Fuente: Primera parte, De la picadura de la víbora.
 
* «Muchas breves tonterías: eso se llama entre vosotros amor. Y vuestro matrimonio pone fin a muchas breves tonterías en la forma de una única y prolongada estupidez».
** Fuente: Primera parte, Del hijo y del matrimonio.
 
* «El hombre del conocimiento no solo tiene que saber amar a sus enemigos, tiene también que saber odiar a sus amigos».
** Fuente: Primera parte, De la virtud que hace regalos, 3.
 
* «Sólo donde hay sepulcros puede haber resurrecciones».
** Fuente: Segunda parte, La canción de los sepulcros.
 
* «Los remordimientos enseñan a morder».
** Fuente: Segunda parte, De los compasivos.
 
* «También Dios tiene su infierno: es su amor a los hombres».
** Fuente: Segunda parte, De los compasivos.
 
* «¡Lo terrible no es la altura sino la pendiente!».
** Fuente: Segunda parte, De la cordura respecto a los hombres.
 
* «Las palabras más silenciosas son las que traen la tempestad. Pensamientos que caminan con pies de paloma dirigen al mundo».
** Fuente: Segunda parte, De la más silenciosa de todas las horas.
 
* «Bien lo sabes: ese demonio cobarde que llevas dentro a quien complace juntar las manos y cruzar los brazos, y sentirse más cómodo — ese demonio cobarde te dice: ¡''Existe'' un Dios!».
** Fuente: Tercera parte, De los apóstatas.
 
* «¡Oh, voluntad, viraje de toda necesidad, ''necesidad'' mía! ¡Resérvame para ''una'' gran victoria!».
** Fuente: Tercera parte, De las viejas y nuevas tablas. 30.
 
* «Amo (...) a quien una pequeña aventura puede hacer perecer, porque así cruzará el presente sin vacilaciones».{{fuentes}}
 
* «El abismo más difícil de salvar es el más pequeño».{{fuentes}}
 
* «Yo digo: Ámate a ti mismo, así te amarán también los demás».{{fuentes}}
 
* «Acompañado de sus dos animales simbólicos: el águila, que representa el orgullo, y la serpiente, la inteligencia».
 
* «Así el hombre ha de ser para el superhombre irrisión o penosa vergüenza».
 
* «Amo al que vive para conocer y quiere conocer para que advenga el superhombre; así quiere hundirse en su ocaso».
 
* «Amo al que adelanta palabras de oro a sus actos y siempre cumple más de lo que ha prometido».
 
* «El hombre creador busca compañeros que sepan aguzar sus hoces. Serán los que cosechen y se regocijen con la labor cumplida».
 
* «En aras de la verdad pasar hambre del alma».
 
* «Enderezaste tus pasiones hacia tu meta suprema, y entonces se convirtieron en tus virtudes».
 
* «Cuando llego arriba siempre me encuentro solo».
 
* «Ahora son unos libertinos, y el héroe los fastidia y horroriza».
 
* «Dos cosas anhela el hombre de verdad: el peligro y el juego, por eso quiere a la mujer, que es el juguete más peligroso».
 
* «Mejor que el hombre entiende a los niños la mujer; pero el hombre es más niño que la mujer».
 
* «En el fondo del alma el hombre es tan sólo maligno, pero la mujer es allí mala».
 
* «A ti te odio más, pues atraes pero no eres lo suficientemente fuerte como para retenerme junto a ti».
 
* «Llamo yo al matrimonio la voluntad de dos de crear el uno que sea superior a los que lo crearon».
 
* «Cómo se quiere que muera a tiempo quien nunca ha vivido a tiempo».
 
* «El que apetezca la gloria debe despedirse a tiempo del honor y dominar el difícil arte de irse en el momento oportuno».
 
* «Ahora os pido perderme y encontraros a vosotros mismos. Sólo cuando me hayáis repudiado volveré a estar con vosotros».
 
* «Volví la espalda a los gobernantes al comprobar que ahora llaman gobernar al regateo por el poder con la chusma».
 
* «Quien es odiado por el pueblo como el lobo por los perros es el espíritu libre y soberano, enemigo de todas las bajezas y de todo adorar, que vive en el bosque».
 
* «Quien no tiene alas no debe tenderse sobre abismos».
 
* «La sabiduría, se tiene sed de ella sin poder apagarla jamás».
 
* «Mi voluntad está sentada henchida de esperanza, entre las ruinas de tumbas amarillas».
 
* «He ido en pos de lo vivo por los caminos más anchos y más angostos, para dilucidar su naturaleza».
 
* «Te creo capaz de cualquier maldad, de ahí que te pido la bondad».
 
* «Quien quiera hacerse niño tiene que superar también su juventud».
 
* «Comprendo mi destino —se dijo al fin con tristeza—. ¡Muy bien¡ !Estoy preparado¡ Acaba de comenzar mi soledad última».
 
* «El peligro del más solitario es el amor, el amor a todo lo que vive».
 
* «Para vencer —lo que sea— no hay como el valor. El valor ataca incluso a la muerte, pues dice: ¿Fue esto la vida? ¡Muy bien! ¡Otra vez!»
 
* «Donde uno no puede amar más debe pasar de largo».
 
* «El demonio de la cobardía que quisiera cruzarse de brazos y llevar una vida más fácil te susurra: Dios existe».
 
* «Sé que entre los muchos estuviste más solo que nunca aquí a mi lado (la soledad)».
 
* «Entre los hombres siempre serás un extraño».
 
* «Lo que es bueno y lo que es malo no lo sabe aún nadie, como no sea el creador».
 
* «Para el puerco todo es porquería».
 
* «El pueblo odia con encono al hombre creador».
 
* «Siempre las estupideces más grandes han sido cometidas por los compasivos».
 
* «La compasión es un atentado contra la vergüenza. Negarse a ayudar puede ser lo más noble».
 
* «Nada hay tan grato sobre la tierra como una voluntad sublime y fuerte».
 
* «Sólo puede ser intrépido quien conoce el miedo pero lo supera; quien ve el abismo con orgullo. Quien ve el abismo con ojos de águila; quien con garras de águila se aferra al abismo; ése tiene valor».
 
* «Si aspiráis a las alturas, usad vuestras propias piernas».
 
* «Rodeaos de cosas buenas, perfectas. Lo perfecto enseña a abrigar esperanzas».
 
* «Si alguna vez deseasteis todo otra vez, todo eterno, todo entrelazado, trabado, entretejido por el amor, entonces amasteis el mundo».
 
* «Zaratustra salió de su cueva ardiente y fuerte como el Sol cuando sale detrás de montañas oscuras, y dijo al Sol –radiante astro- ¿qué sería de tu dicha si no tuvieses aquellos para los que brillas?- y si permaneciesen encerrados en sus cuartos en tanto ya estás levantado y vienes a obsequiar y repartir, ¡cómo se encolerizaría tu orgullosa vergüenza! Pues bien, duermen todavía esos “hombres superiores” en tanto yo estoy levantado. No son ellos los que espero aquí en mi montaña».
 
* «¿Aspiro acaso a la felicidad? ¡Yo aspiro a mi obra!»
 
=== ''[[w:Más allá del bien y del mal|Más allá del bien y del mal]]'' (1886) ===

Menú de navegación