Donde habitan los ángeles

De Wikiquote, la colección libre de citas y frases célebres.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Donde habitan los ángeles
Título original Donde habitan los ángeles
Autor Claudia Celis
Idioma Español
País México
Género Literatura infantil y juvenil

Donde habitan los ángeles es una novela de Claudia Celis en la que, deja plasmada con gran maestría una historia infantil y juvenil. Pachito, es el nombre del protagonista de la historia, quien vive junto a sus tíos en San Miguel. Desde ese momento en adelante —junto a su primos—, vivirá emocionantes historias. Recuerda los momentos de nuestra infancia y los sentimientos más profundos.

Citas[editar]

  • «En los techos guarda las voces de la gente —decía mi tío tacho— y en las losetas del patio, las de la madre naturaleza»
  • «A veces la diversión resulta demasiado cara».
  • «Déjeme vedo, niño, quiero escoger el corte que iría con su personalidad. A ver... Perseo... Alcimedonte... Ulises... el mismo Aquiles ¡Ya se!».
  • «Cuando tenga ganas de llorar, hágalo —era la voz de mi tío tacho—. Y hágalo fuerte, sin pena. Es la única forma de que la tristeza se licue y se nos salga del cuerpo. Porque la tristeza es dura, panchito, muy dura...».
  • «Tuve que hacer un gran esfuerzo para que mis palabras no sonaran a alaridos».
  • «Si, pero una verdadera vocación se lleva en la piel, se le nota a la gente hasta en la forma de caminar».
  • «Yo no pude llorar, pero deje de vivir».
  • «Ahorita que yo termine de hacer este agujero, usted se mete en él y cierra bien los ojos para que yo le eche la tierra encima le voy a hacer un favor y también a todos nosotros».
  • «El vivir realmente la vida, el tomar en serio la responsabilidad de vivir, nos exige mucho más que respirar y comer. Es nuestro deber superar los obstáculos y seguir adelante. Comprendo su pena, pero usted no está solo, nos tiene a nosotros que lo queremos tanto... me tiene a mi que lo quiero como a un hijo...».
  • «Permítame que me enganche -—es decía—; no vaya a ser que pierda la poquita altura que he ganado y me vaya otra vez hasta el fondo... Nadie entendía el significado de sus palabras, solo yo».