Marqués de Sade

De Wikiquote, la colección libre de citas y frases célebres.
Saltar a: navegación, buscar
Donatien Alphonse François, Marqués de Sade
«Ninguna religión vale una sola gota de sangre».
«Ninguna religión vale una sola gota de sangre».
Véase también
Wikipedia-logo.png Biografía en Wikipedia.
Commons-logo.svg Multimedia en Wikimedia Commons.
Wikisource-logo.svg Obras en Wikisource.
Esta página contiene citas de una persona fallecida hace 200 años.
Icon PD.svg Hay una gran probabilidad de que hayan entrado en el dominio público en la mayoría de los países.

Donatien Alphonse François, Marqués de Sade (París, 2 de junio de 1740 — Charenton, 2 de diciembre de 1814), escritor y filósofo francés.

Citas[editar]

  • «...Por la pérdida de mis manuscritos he llorado lágrimas teñidas de sangre».
  • «Mi desgracia no es consecuencia de mi manera de pensar, sino de la de los demás».
  • «Nunca, repito, nunca pintaré el crimen bajo otros colores que los del infierno; quiero que se lo vea al desnudo, que se lo tema, que se lo deteste, y no conozco otra forma de lograrlo que mostrarlo con todo el horror que lo caracteriza».
  • «La prosperidad del crimen es como el rayo, cuyos engañosos fuegos sólo embellecen un instante la atmósfera para precipitar en los abismos de la muerte al infeliz a quien han deslumbrado».
  • «El orden social a cambio de libertad es un mal trato».
  • «En el amor, todas las cumbres son borrascosas».
  • «La crueldad lejos de ser un vicio es el primer sentimiento que imprime en nosotros la naturaleza».
  • «La idea de Dios es el único error por el cual no puedo perdonar a la humanidad».
  • «La ley solo existe para los pobres; los ricos y los poderosos la desobedecen cuando quieren, y lo hacen sin recibir castigo porque no hay juez en el mundo que no pueda comprarse con dinero».
  • «Las pinturas más audaces, las descripciones más osadas, las situaciones más extraordinarias, las máximas más espantosas, las pinceladas más enérgicas tienen el sólo objeto de obtener una de las más sublimes lecciones de moral que el hombre haya recibido nunca».
  • «Lo que hace celoso al amante no es el afecto que siente por ella sino el miedo a la humillación pública si su querida cambiara de sentimientos hacia él».
  • «Los hombres tienden a desear una mujer con cuerpo de virgen pero mentalidad de puta».
  • «Ninguna religión vale una sola gota de sangre».
  • «No hay amante en el mundo que no prefiera ver muerta a su querida, a que le sea infiel».
  • «Para el orgullo constituye una especie de placer el burlarse de los defectos que no se tienen y ese tipo de satisfacciones resultan tan gratas al hombre y especialmente a los imbéciles, que es muy raro ver que renuncien a él».
  • «Pienso que si existiera un Dios, habría menos maldad en esta tierra. Creo que si el mal existe aquí abajo, entonces fue deseado así por Dios o está fuera de sus poderes evitarlo. Ahora, no puedo temer a un Dios que es o malicioso o débil. Lo reto sin miedo y me preocupan un comino sus rayos».
  • «Predicar sin practicar es lo mismo que construir un barco y dejarlo en la orilla».
  • «Respetemos eternamente el vicio y no combatamos sino la virtud».
  • «Un amigo es alguien con quien se cuenta cuando se siente uno muy débil para hacer algo por sí mismo».
  • «¡Vana ilusión! ¡Sueño demasiado sublime!».
  • «Imperioso, colérico, irascible, extremo en todo, con una imaginación disoluta como nunca se ha visto, ateo al punto del fanatismo, ahí me tenéis en una cáscara de nuez... Mátenme de nuevo o tómenme como soy, porque no cambiaré».
  • «La gloria seduce la imaginación, mas no procura la menor voluptuosidad a los sentidos».
  • «Nadie es un gran hombre para su ayuda de cámara».
  • «Como las ciudades en guerra, todas las mujeres tienen un flanco indefenso. Cuando se les descubre, la plaza se rinde inmediatamente».

Referencias[editar]