Joachim von Ribbentrop

De Wikiquote, la colección libre de citas y frases célebres.
Saltar a: navegación, buscar
"Mi último deseo es que Alemania se dé cuenta de su identidad y que se alcance el entendimiento entre el este y el oeste. Deseo la paz al mundo."

Ulrich Friedrich Willy Joachim von Ribbentrop (Wesel, 30 de abril de 1893 – Núremberg, 16 de octubre de 1946) fue un político, diplomático, militar y Ministro de Asuntos Exteriores de la Alemania nazi desde 1938 hasta 1945, condenado a muerte en los juicios de Núremberg.

Citas[editar]

  • "Esto[el Pacto Tripartito] es lo más grande del mundo".
  • "Ya no pedimos nada; queremos la guerra"
  • "Una cosa es segura: si atacamos, en dos meses la Rusia de Stalin será borrada del mapa".
  • "Sé que la idea de los judíos causando la guerra y de los judíos siendo tan importantes no tiene sentido. Pero era la idea de Hitler, y… era pura fantasía. Como decía, Hitler es un misterio para mí y lo seguirá siendo siempre".
  • "Si los escuchas a ellos, todo alemán es un monstruo".
    • Sobre los rusos, a Leon Goldensohn, 16 de febrero de 1946.
  • "Habíamos recibido protestas del Vaticano. Teníamos cajones llenos de protestas del Vaticano"
  • "Estaba realmente bajo el hechizo de Hitler, eso no puede negarse. Me impresionó desde el primer momento en que me encontré con él, en 1932. Tenía un poder terrorífico, especialmente en sus ojos. Ahora, el tribunal nos acusa de conspiración. Yo digo, ¿cómo puede alguien hacer una conspiración en un gobierno dictatorial? Un hombre, y solo un hombre tomaba las decisiones cruciales. Ese era el Führer. En todas mis conversaciones con él nunca hablamos de exterminio ni de nada de ese tipo. Lo que nunca comprenderé es que seis meses antes del final de la guerra me aseguró que iba a ganar por una nariz. Entonces, salí de su presencia y dije que desde entonces estaba completamente perdido. Que no entendía nada. Hitler siempre, hasta el final, e incluso ahora, ejerció una extraña fascinación sobre mí. ¿Podrían llamarme anormal por ello? A veces, en su presencia, cuando hablaba de todos su planes, de las cosas buenas que haría por el Volk, vacaciones, autovías, nuevos edificios, ventajas culturales y esas cosas, se me escapaban las lágrimas de los ojos. ¿Podría ser porque soy un hombre histéricamente débil?"
    • A Leon Goldensohn,"Entrevistas de Núremberg"
  • "Muerte, muerte. Ahora no podré escribir mis preciosas memorias".
    • Al doctor G.M. Gilbert, al recibir el veredicto que lo condenaba.
  • "Gott schützt Deutschland!" (Dios proteja a Alemania) y "Mi último deseo es que Alemania se dé cuenta de su identidad y que se alcance el entendimiento entre el este y el oeste. Deseo la paz al mundo".
    • últimas palabras, 16 de octubre de 1946.

Sobre él[editar]

  • "Desconfío de las iniciativas de Ribbentrop. Él es vanidoso, ligero, locuaz".
  • "Siempre hiperbólico, Ribbentrop"
  • "Basta mirarle la cabeza para darse cuenta de que tiene poco cerebro."
  • "Von Ribbentrop es como un hombre de madera."
"Si los escuchas a ellos [a los rusos] todo alemán es un monstruo"
  • "Un ministro de asuntos exteriores que sabía un poco de asuntos exteriores y nada de política exterior."
  • "Cuando las aprehensiones en el extranjero amenazaron el éxito del régimen nazi de la conquista, fue el hipócrita Ribbentrop, el vendedor del engaño, el que se dedicó a verter el vino en las turbulentas aguas de la sospecha predicando el evangelio de las intenciones limitadas y pacíficas."
    • Robert H. Jackson
  • "Este hombre siempre tenía la manía de hablar alemán, aunque hablaba lo suficientemente bien el inglés. Esto es porque imitó a Hitler hasta el extremo. Él diría que las razones por las que hablaba alemán en lugar de inglés durante las conferencias con representantes angloparlantes eran que quería concentrarse en el tema a tratar, y no en el idioma. Ribbentrop fue el completo imitador de Hitler-hasta en el diseño de su gorra. Originalmente tenía una bonita gorra, pero imitó el tipo de placa preferido por Hitler."
  • "Estaba interesado, diría, únicamente en su reputación personal con Hitler. Pasaba horas y días redactando cartas de protesta sobre las interferencias de Goebbels en sus asuntos, simplemente porque estaba celoso de su prestigio. Ribbentrop tenía un deseo anormal de rango y posición. Quería influencia personal y buena reputación con Hitler. No quería que nadie estuviera más cerca de Hitler que él. En eso era diferente a Himmler, que, estoy convencido, quería el poder militar. Ribbentrop quería satisfacer su propia vanidad. Es un hombre muy superficial."
  • "¿Necesita un comentario sobre ese idiota? No es un ministro del exterior sino un admirador ciego de Hitler. También es, personalmente, desagradable e inútil."
    • Erhard Milch a Leon Goldensohn, 13 de marzo de 1946
"Si yo hubiera sido ministro del exterior estaría preparado para defender mis acciones, sin importar lo que me hicieran. Pero Ribbentrop es demasiado débil e indeciso.".-Goering
  • "Nunca confié mucho en las habilidades de Ribbentrop. Como ministro del exterior tenía falta de comprensión y de experiencia. Estuve en contra de Hitler cuando lo eligió. Yo quería que Neurath continuara. No era un hombre fuerte, y Hitler podía decirle qué hacer, pero lo habría hecho de manera más inteligente y más sutil que Ribbentrop."
  • "Es un buen tipo, pero siempre aparece como si fuera a caerse a cada minuto. A veces, lo paso mal cuando me aburre con sus comentarios al tribunal. Que hizo la voluntad del Führer y seguía instrucciones es cierto. Lo hizo, más o menos, y yo le aconsejé durante su defensa, pero no tiene habilidad para hacer fintas al fiscal. Si yo hubiera sido ministro del exterior estaría preparado para defender mis acciones, sin importar lo que me hicieran. Pero Ribbentrop es demasiado débil e indeciso."

Bibliografía[editar]

"Las entrevistas de Núremberg" de Leon Goldensohn-Historia-2004

"Diarios 1937-1943" de Galeazzo Ciano. Edición íntegra en español-2004