El viejo y el mar

De Wikiquote, la colección libre de citas y frases célebres.
Saltar a: navegación, buscar
El viejo y el mar
Título original The Old Man and the Sea
Autor Ernest Hemingway
Publicación 1951 (hace 64 años)
Idioma Ingles

El viejo y el mar fue la última obra publicada en vida del célebre escritor y Premio Nobel de Literatura norteamericano Ernest Hemingway.

Citas[editar]

  • «El Hombre no es gran cosa junto a las grandes aves y las fieras. Con todo, preferiría ser esa bestia que está allá abajo en las tinieblas del mar»
  • «No comprendo estas cosas. Pero es bueno que no tengamos que tratar de matar el sol o la luna o las estrellas. Basta con vivir del mar y matar a nuestros verdaderos hermanos»
  • «La luna se había levantado hacía mucho tiempo, pero él seguía durmiendo y el pez seguía tirando del bote y éste entraba en un túnel de nubes»
  • «Probaré de nuevo, prometió el viejo, aunque sus manos estaban ahora pulposas y sólo podía ver bien a intervalos… Las manos curan rápidamente, pensó. Las he desangrado, pero el agua salada las curará»
  • «Soy un hombre viejo y cansado. Pero he matado a este pez que es mi hermano y ahora tengo que terminar la faena»
  • «El hombre no está hecho para la derrota. Un hombre puede ser destruido, pero no derrotado»
  • «Mi decisión fue ir a buscarlo, más allá de toda la gente en el mundo»
  • «Tal vez yo no debería ser pescador, pero para eso he nacido»
  • «Era demasiado bueno para durar, pensó. Ahora pienso que ojalá hubiera sido un sueño y que jamás hubiera pescado el pez»
  • «Ahora me han derrotado, pensó. Soy demasiado viejo para matar tiburones a garrotazos. Pero lo intentaré mientras tenga los remos y la porra y la caña»
«
Nadie debiera estar solo en su vejez. Pero es inevitable que así sea
»
«
Todo lo que hoy se ve en la superficie, viaja muy rápido, al noroeste
»
  • «En Mayo cualquiera es pescador»
  • «El viejo abrió los ojos y por un momento fue como si regresara de muy lejos; luego sonrió»
  • «¿Por qué los viejos despertarán tan temprano? Será para tener un día más largo?»
  • «Decía siempre la mar. Así es como dicen en español cuando la quieren. Aunque hablen mal de ella siempre se refieren a ella como si fuera una mujer»
  • «La Luna, pensaba, le afectaba lo mismo que a una mujer»
  • «Sus grandes ojos sin inteligencia mirando fijamente mientras dejaba su vida contra la tablazón del bote»
  • «Son buena gente (los delfines). Juegan y bromean y se hacen el amor. Son nuestros hermanos, como los peces voladores»
  • «La hembra de aguja presentó una pelea fiera, desesperada, llena de pánico que no tardó en agotarla. Durante todo este tiempo el macho permaneció con ella (...) luego cundo la había matado e izado a bordo, el macho había permanecido junto al bote. Después dio un salto en el aire junto al bote para ver donde estaba la hembra. Después se había sumergido en la profundidad»
  • «Miró por sobre el mar y se dio cuenta de cuan solo se encontraba»
  • «Los peces no son tan inteligentes como los que los matamos. Pero son más nobles y más hábiles»
  • «Se mecía como si el océano estuviera haciendo el amor con alguna cosa»
  • «Será más difícil de comer que el bonito, pero después de todo, nada es fácil»
  • «El castigo del anzuelo no es nada. El castigo del hambre y de que se halle frente a una cosa que desconoce lo es todo»
  • «Este pez podría alimentar a mucha gente, pero ¿serían dignos de comérselo? No claro que no»
  • «Pez, vas a morir de todos modos, ¿tienes que matarme también a mí?»
  • «Requemado por el sol y la violada, redondeada, iridiscente, gelatinosa y violada vejiga de una medusa flotando cerca del bote»
  • «Y se dio cuenta de que nadie jamás está solo en el mar»
  • «No hay persona digna de comérselo, a juzgar por su comportamiento y su gran dignidad»
  • «Quizás no fuese más inteligente que él – pensó acaso estuviese mejor armado»
  • «Has tratado de comprarla (la suerte) con ochenta y cuatro días en el mar. Y casi estuvieron a punto de vendértela»
  • «Cada día es un nuevo día. Es mejor tener suerte. Pero yo prefiero ser exacto. Luego, cuando venga la suerte, estaré dispuesto»
  • «El mar es dulce y hermoso, pero puede ser cruel»
  • «Y los ojos del pez parecían tan indiferentes como los espejos de un periscopio o un santo en una procesión»
  • «Era demasiado simple para preguntarse cuando había alcanzado la humildad. Pero sabia que la había alcanzado y sabia que no era vergonzoso y que no comportaba perdida del orgullo verdadero»
  • «Sólo soñaba ya con lugares y con los leones en la playa»
  • «Le pegó sin esperanza, pero con resolución y furia»
  • «La vejez es mi despertador, ¿porque los viejos nos despertamos tan temprano?, ¿sera para tener un día más largo?»
  • «Sentía conmiseración por las aves, en especial por las golondrinas de mar, pequeñas, oscuras, y delicadas, que siempre volaban buscando y casi nunca encontraban nada y pensó: "los pájaros llevan una vida más dura que nosotros, salvo las de rapiña, las fuertes, y las grandes. ¿Por qué habrá aves tan finas y delicadas como esas golondrinas de mar si el océano puede ser tan cruel?, la mar es bondadosa y muy bella, pero también es cruel, se deja venir tan de repente, y esas aves que vuelan, se sumergen y cazan con sus pequeñas y tristes voces, las hicieron demasiado delicadas para la mar»
  • «La mar, como la nombra la gente que la ama, como mujer. A veces los que la aman hablan mal de ella, pero siempre como si fuera mujer. El viejo siempre la veía como algo femenino, que concede o niega grandes favores; si hacia cosas malignas o tremendas era porque no lo podía evitar, la luna la afecta como si fuera mujer, pensaba»
  • «La mayoría de la gente es despiadada con las tortugas porque el corazón les sigue latiendo muchas horas después de que lo han cortado y destazado»
  • «El pez quedó en popa y con forma de bala, con los ojos grandes y sin inteligencia mirándolo mientras se le iba la vida, con los golpes rápidos, convulsos de su cola contra el bote»
  • «Se consideraba una virtud no hablar innecesariamente en el mar y el viejo así lo creía y lo respetaba. Pero muchas veces decía sus pensamientos en voz alta, ya que a nadie molestaba»
  • «El sol ahora calentaba y el viejo lo sentía en la nuca; al remar, el sudo les cosquilleaba en la espalda»
  • «No lo dijo porque sabia que si se dice algo importante es probable que no suceda»
  • «Trato de no pensar, tan solo de aguantar»
  • «Yo elegí ir allí y encontrarlo más allá de toda la gente. Más allá de toda la gente del mundo. Ahora nos hemos unido, estamos juntos desde el medio día y sin nadie que nos ayude, a ninguno de los dos»
  • «Se hallaba cómodo, pero sufría, aunque el viejo no admitía sufrir en lo más mínimo»
  • «De una manera u otra todos matan a todos. Pescar me mata en la medida en que me tiene vivo»
  • «De noche escupí algo extraño y sentí que algo en mi pecho se había roto»


Referencias y Fuentes[editar]

Hemingway E. «1952», El viejo y el mar ó The Old Man and the Sea. Ed. Debolsillo, pp. 160. ISBN 9788497594585 [1]

  1. [1] GIOVANY LARA. Consultado el 6 de enero de 2015.